jueves, 31 de julio de 2014

Lecturas Veraniegas


Mi amigo Pedro Ugarte me recomendó el libro Cuento Español Actual, una antología en la que el propio escritor participa con una entrega deliciosa que acabo de leer en la terraza, frente a la bahía, donde algunos japoneses sacan fotos de los más anodinos lugares de la capital guipuzcoana. Claro que cuando has viajado más de dos mil, cuatro mil, seis mil ... kilómetros desde tu ciudad natal hasta San Sebastián tu ojo busca argumentos visuales, gastronómicos, culturales, monumentales o museísticos que justifiquen semejante aventura.

He tenido el placer de ayudar a una nipona con gafitas -dotada de una maleta y un plano de la ciudad- indicándole la dirección en la que se encontraba su hotel. El placer ha emergido de su cuaderno cuando ha buscado el nombre del establecimiento en un cuaderno plagado de una ¡primorosa grafía vertical!




El caso es que la tiranía de mi mente me ha dado una tregua. Me explico: lo habitual es que me azote con la exigencia de leer ensayos -más bien sesudos- sobre temas empresariales relacionados con el liderazgo y los equipos. Ya saben de mi oficio de entrenadora, y de la pasión con la que vivo las "conversaciones reflexivas" que conducen al incremento de la consciencia, el descubrimiento de puntos ciegos que impiden en desarrollo del potencial, o -sencillamente- el impulso para saltar a la acción ¡lo único que mueve la vida! Bueno, la cuestión es que me atiborro a ensayos a un ritmo de casi dos a la semana que además estudio, subrayo, resumo y procuro aplicar a los proyectos en los que ando enfrascada. Esta trepidante actividad suele imposibilitar que disfrute de "otras lecturas" más ligeras, acaso banales (?) o simplemente placenteras. Así que estoy contentísima de haber seguido el consejo de Pedro Ugarte, haber comprado la antología y estar disfrutándola tanto o más que un helado de nata y mango.




Conocedores de mi voracidad lectora algunas personas suelen pedirme títulos de referencia que permitan profundizar en los temas que trabajamos en sus empresas. Cuando llega el período vacacional las peticiones se redoblan. Se trata de un tema peliagudo porque "te la juegas" en el sentido de que aquello que a  mi me resulta apasionante puede dejar indiferente a otros lectores. Pero yo me arriesgo. Siempre me arriesgo, y facilito títulos que encuentro útiles porque avanzan tendencias empresariales, porque explican claro y alto los entresijos de los equipos, porque ponen nombre a emociones y comportamientos que ejercemos sin saberlo, porque inspiran, alientan o refuerzan la esperanza en los humanos, porque alertan de peligros potenciales o lo que fuere...

Este año he decidido volcar en este post algunos títulos de manera cada persona pueda construir su propia "dieta de lecturas veraniegas" según su particular gusto, momento, hábito de lectura etc. ¡Pasen y tomen lo que deseen! el bufé es libre:


1.-  Un clásico del liderazgo: Los siete hábitos de las personas altamente eficaces. Stephen R.Covey.
2.-  Un "refrito" inspirador: Aprendiendo de los mejores. Francisco Alcaide.
3.-  A base de pequeñas píldoras: Sé más eficaz. David Allen.
4.-  Otro clásico, en clave marketiniana: Enamore a sus clientes. Harry Beckwith.
5.-  Algo esencial: El Talking Manager. Álvaro González Alorda (escrito en castellano).
6.-  Sobre emociones: Inocencia Radical, de Elsa Punset.
7.-  Actual y práctico, desde la experiencia: Liderarte, de Eugenio Palomero.

Y por encima de cualquier otra fascinación recomiendo encarecidamente Leading from the emerging future de Otto Scharmer y Katrin Kaufer, una joya en clave evolutiva, social, empresarial ¡planetaria! La única pega es que aún no se ha traducido al castellano. Quien desee saber de qué va que me escriba y le remitiré un resumen de 24 páginas en castellano que me ha facilitado desde Zaragoza mi amigo Carlos Marín -y que no sé cómo colgar en el blog-.

Y eso es todo por hoy. ¡Que lo disfruten allá donde estén!